Revista Adolescência e Saúde

Revista Oficial do Núcleo de Estudos da Saúde do Adolescente / UERJ

NESA Publicação oficial
ISSN: 2177-5281 (Online)

Vol. 15 nº 2 - Abr/Jun - 2018

Artículo Original Imprimir 

Páginas 29 a 38


Vidas perdidas: análisis descriptivo del perfil de la mortalidad de los adolescentes en Brasil

Lost lives: a descriptive analysis of the profile of adolescent´s mortality in Brazil

Vidas perdidas: análise descritiva do perfil da mortalidade dos adolescentes no Brasil

Autores: Caroline da Rosa

Doctoranda en Epidemiología por la Universidad Federal de Rio Grande do Sul (UFRGS). Porto Alegre, RS, Brasil

Caroline da Rosa
Rua Professor Fitzgerald, 177, Petrópolis
Porto Alegre, RS, Brasil. CEP: 90470-160
(caroliner2007@gmail.com)

PDF Portugués      


Scielo

Medline

Como citar este artículo

Palabra Clave: Adolescente, mortalidad, causas de muerte.
Keywords: Adolescent, mortality, cause of death.
Descritores: Adolescente, mortalidade, causas de morte.

Resumen:
OBJETIVO: Realizar un análisis descriptivo del perfil epidemiológico de la mortalidad de los adolescentes en Brasil en el quinquenio de 2008 a 2012.
MÉTODOS: Estudio epidemiológico observacional, descriptivo, retrospectivo, basado en datos secundarios obtenidos en el DATASUS - Sistema de Información sobre Mortalidad. Las variables socioeconómicas estudiadas fueron: sexo, color / raza, escolaridad y estado civil. Se analizó la causa de la muerte de acuerdo con los capítulos del CID-10. Este estudio se utiliza de la estadística descriptiva y del cálculo del coeficiente de mortalidad específico por edad para el análisis de los datos.
RESULTADOS: En la serie temporal analizada se registraron 126.031 muertes de adolescentes. El año 2012 presentó el mayor registro de muertes y el aumento del coeficiente de mortalidad específico por edad. Los adolescentes del sexo masculino correspondieron al 75,26% de esa población. En la mayoría de los casos, el color de piel parda (52,22%), la escolaridad de 4 a 7 años de estudio (35,63%) y el estado civil soltero (92,02%). Las causas externas de morbilidad y mortalidad representaron el 66,25% de las muertes en el período. Se identificó que, entre las causas externas, la agresión fue la más frecuente (51,62%) seguida de los accidentes de transporte (25,62%). El sexo masculino es acometido con una frecuencia mucho mayor que el sexo femenino en las muertes por causas externas en adolescentes.
CONCLUSIÓN: Las causas externas fueron responsables de dos tercios de las muertes de adolescentes en Brasil. Para que el adolescente pueda tener el derecho a la vida garantizado, es necesaria una articulación intersectorial, siendo el Sistema Único de Salud un importante lugar de promoción de salud en su concepto más amplio.

Abstract:
OBJECTIVE: Perform a descriptive analysis of the epidemiological profile of adolescent´s mortality in Brazil in the five-year period from 2008 to 2012.
METHODS: An observational, descriptive, retrospective epidemiological study based on secondary data obtained from the DATASUS - Mortality Information System. The socioeconomic variables studied were: gender, color / race, education level and marital status. The cause of death was analyzed according to the ICD-10 chapters. This study uses the descriptive statistics and the calculation of the age-specific mortality rate for data analysis.
RESULTS: In the analyzed time series were recorded, 126.031 adolescent deaths. The year 2012 presented the highest death register and increase of the age-specific mortality coefficient. The male adolescents corresponded to 75.26% of this population. Brown skin color were predominant (52.2%) in the analyzed adolescent, as well as having 4-7 years of scholarity (35.36%) and single marital status (92.02%). External causes of morbidity and mortality accounted for 66.25% of deaths in the period. It was identified that, among external causes, assault was the most frequent (51.62%) followed by transport accidents (25.62%). The male adolescents are more prone to death by external factors than females.
CONCLUSION: External causes were responsible for two thirds of the adolescents Brazilian deaths. In order for the adolescent to have his right to a guaranteed life, it is necessary an intersectoral action, where the Unified Health System has an important place of health promotion in its broadest concept.

Resumo:
OBJETIVO: Realizar uma análise descritiva do perfil epidemiológico da mortalidade dos adolescentes no Brasil no quinquênio de 2008 a 2012.
MÉTODOS: Estudo epidemiológico observacional, descritivo, retrospectivo, baseado em dados secundários obtidos no DATASUS - Sistema de Informação sobre Mortalidade. As variáveis socioeconômicas estudadas foram: sexo, cor/raça, escolaridade e estado civil. Foi analisada a causa da morte de acordo com os capítulos do CID-10. Esse estudo utiliza-se da estatística descritiva e do cálculo do coeficiente de mortalidade específico por idade para a análise dos dados.
RESULTADOS: Na série temporal analisada foram registradas 126.031 mortes de adolescentes. O ano de 2012 apresentou o maior registro de mortes e aumento do coeficiente de mortalidade específico por idade. Os adolescentes do sexo masculino corresponderam a 75,26% dessa população. Foram predominantes a cor de pele parda (52,22%), escolaridade de 4 a 7 anos de estudo (35,63%) e o estado civil solteiro (92,02%). As causas externas de morbidade e mortalidade representaram 66,25% das mortes no período. Identificou-se que, entre as causas externas, a agressão foi a mais frequente (51,62%) seguido dos acidentes de transporte (25,62%). O sexo masculino é acometido com uma frequência muito maior que o sexo feminino nas mortes por causas externas em adolescentes.
CONCLUSÃO: As causas externas foram responsáveis por dois terços das mortes de adolescentes no Brasil. Para que o adolescente possa ter o direito a vida garantido, é necessária uma articulação intersetorial, sendo o Sistema Único de Saúde um importante local de promoção de saúde no seu conceito mais amplo.

INTRODUCCIÓN

La Organización Mundial de Salud (OMS) define los límites cronológicos de la adolescencia de los 10 a los 19 años de edad, es decir, la segunda década de vida2. Ese criterio es adoptado en Brasil por el Ministerio de Salud y por el Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE).

Se estima que los adolescentes representan 18% de la población mundial3. En Brasil, los adolescentes representaron 17,91% de la población brasileña en el año 2010, dato que corrobora con la estimación global. Analizando los datos demográficos se observa que Brasil atraviesa una declinación en el número de adolescentes: en el censo de 2000 los adolescentes representaron el 20,78% de la población brasileña; en el censo en 1991 representaron 21,82%; y en el censo de 1980 representaban 23,38%4.

Diversos autores y publicaciones oficiales destacan la complejidad de la adolescencia5-6-7-8, donde los adolescentes atraviesan un proceso dinámico de madurez. Es una fase de grandes transformaciones corporales concomitantemente con el surgimiento de nuevas habilidades cognoscitivas. Su nuevo papel en la sociedad trae consigo un constante cuestionamiento de valores. Todas esas modificaciones resultan en una predisposición a nuevas experiencias testando actitudes y situaciones que pueden amenazar su salud presente y futura, como por ejemplo: accidentes, embarazo no planeado, enfermedades sexualmente transmisibles, uso de drogas y disturbios alimenticios6.

De acuerdo con la OMS, las tasas de mortalidad en la adolescencia son bajas en comparación con otras franjas etarias, y han mostrado una leve declinación en la última década. Globalmente, las principales causas de muerte entre los adolescentes son accidentes de tránsito, SIDA, suicidio, infecciones respiratorias inferiores y violencia interpersonal2. Un estudio realizado por el Fondo de las Naciones Unidas por la Infancia en 2011, también apunta a que los riesgos a la supervivencia y a la salud del adolescente tienen diversas causas, incluso accidentes, SIDA, gestación precoz, abortos inseguros, comportamientos de riesgo, problemas de salud mental y violencia3.

En Brasil, las causas de la mortalidad de los adolescentes es una preocupación que asola la salud pública hace tiempo9-10-11. La vulnerabilidad y riesgos a los cuales esa franja etaria está expuesta demuestra que un gran número de adolescentes tiene su vida interrumpida, siendo la morbilidad y mortalidad las causas externas centrales de ese hecho12. Este estudio tiene el objetivo de realizar un análisis descriptivo del perfil epidemiológico de la mortalidad de los adolescentes en Brasil en el quinquenio de 2008 a 2012. El análisis propuesto tiene por objetivo dar visibilidad al tema para que acciones más eficaces puedan ser dirigidas a políticas públicas vueltas a garantizar al adolescente el derecho a la vida.


MÉTODOS

Se trata de un estudio epidemiológico observacional, descriptivo, retrospectivo, basado en datos secundarios obtenidos en el DATASUS - Sistema de Información sobre Mortalidad (SIM). Este sistema es administrado por el Departamento de Análisis de Situación de Salud, de la Secretaría de Vigilancia en Salud del Ministerio de la Salud, en conjunto con las Secretarías Estaduales y Municipales de Salud. Las Secretarías de Salud colectan las Declaraciones de Óbitos de las notarías e insertan las informaciones en ellas contenidas en el SIM. Una de las informaciones primordiales es a causa básica de óbito, la cual es codificada desde lo declarado por el médico testigo, según las reglas establecidas por la OMS.

Fueron colectados datos referentes la mortalidad de los adolescentes en Brasil. Como la OMS establece que los adolescentes están insertos en la franja de los 10 a los 19 años de edad, fueron seleccionadas en el DATASUS dos franjas etarias: una desde los 10 a los 14 años, y otra desde los 15 a los 19 años. El camino se sigue en la base de dados DATASUS - Informaciones de Salud (TabNet) - Estadísticas Vitales - Mortalidad4. En el SIM, las declaraciones de óbito están codificadas utilizándose la 10ª Revisión de la Clasificación Internacional de Enfermedades - CID-10. Para ese análisis fue considerado óbito por residencia, o sea, el número de óbitos ocurridos contados según el lugar de residencia del fallecido.

La serie temporal analizada fue del año de 2008 al 2012 por ser los años en que los datos demográficos y socioeconómicos de la población residente estaban publicados integralmente en el portal del DATASUS, permitiendo, de esa forma, el cálculo del coeficiente de mortalidad específico por franja etaria en el territorio nacional y en cada unidad federativa. Para fines de comparación, fueron utilizados datos demográficos de la población residente de otros años. Todos los datos de ese estudio fueron extraídos del portal del DATASUS4.

Las variables socioeconómicas estudiadas fueron: sexo, color/raza, escolaridad y estado civil. La causa de la muerte fue analizada de acuerdo con los capítulos de CID-10. En el capítulo XX de CID-10, que se refiere a las causas externas de morbilidad y mortalidad, fue detallado utilizando la lista de elementos de CID-BR-10.

Los datos colectados fueron tabulados a través de una planilla electrónica (programa Excel® versión 2010). Ese estudio se utiliza de la estadística descriptiva y del cálculo del coeficiente de mortalidad específico por edad para el análisis de los datos.

La presente pesquisa utiliza solamente dados secundarios de banco de datos de dominio público. Por ese motivo es dispensada de la necesidad de aprobación en Comité de Ética en Pesquisa, según lo indicado por la Resolución del Consejo Nacional de Salud (CNS) nº 466/12.


RESULTADOS

En la serie temporal analizada fueron registradas 126.031 muertes de adolescentes en Brasil. El año 2012 fue el año con mayor registro de muertes de esa población, contabilizando 26.979 muertes. Con base en los datos analizados fue constado que las muertes de adolescentes representaron en promedio un 2,22% del total de muertes de la población brasileña. En quinquenios anteriores, en los años de 2001 a 2005 las muertes de adolescentes representaron 2,56% del total de muertes en Brasil y en el quinquenio de 1996 a 2000 representaron 2,78%.

En la Tabla 1 están tabuladas las características socioeconómicas de los adolescentes que fueron a óbito en Brasil en el período en estudio. Se observa que los adolescentes del sexo masculino corresponden al 75,26% de esa población, y el color pardo fue predominante en un 52,22% de los casos. La mayor frecuencia de escolaridad de la población fue de 4 a 7 años de estudio, que representó un 35,63%, siendo que la segunda mayor frecuencia fue registrada para el apartado ignorado (25,89%). Los adolescentes que fueron a óbito en el período eran predominantemente de estado civil soltero (92,02%).




El coeficiente de mortalidad específico por franja etaria, calculada por 100.000 habitantes de los 10 a los 19 años, fue mayor en 2012 que en los otros años de la serie, siendo que presentó un aumento considerable de 2011 para 2012, en que ese coeficiente pasó de 73,36 para 77,65. Cuando el coeficiente de mortalidad específico para la franja etaria es analizado por unidades federativas, se identificó que el Estado de Paraná en la región sur, de Rio de Janeiro y de Espírito Santo en la región sudeste, de Bahía, Alagoas y Pernambuco en la región nordeste y el Estado de Pará en la región norte, presentaron en todos los años analizados su coeficiente arriba del nacional. El Estado de São Paulo presentó el menor coeficiente en todos los años analizados. En los años 2008 y 2009, el mayor coeficiente fue registrado en el Estado de Espírito Santo, ya en los años de 2010, 2011 y 2012 el Estado de Alagoas contabilizó el mayor número de muertes de adolescentes con relación a la población en esa franja etaria (Tabla 2).




Las muertes a causas externas de morbilidad y mortalidad, incluidas en el capítulo XX de CID-10, son identificadas con la principal causa de muerte de los adolescentes en Brasil. Las causas externas representaron 66,25% de las muertes de la población de 10 a 19 años en la serie temporal analizada. La segunda causa de muerte más frecuente entre los adolescentes fueron las neoplasias, capítulo II de CID-10, con 6,56%. Esos datos están representados en la Tabla 3.




Las causas externas fueron analizadas detalladamente utilizando la lista de elementos de CID-BR-10. Se identificó que la agresión representó el 51,62% de las muertes a causas externas en el período analizado, seguido de los accidentes de transporte (25,62%) (Tabla 4). El año de 2012 fue el año de la serie temporal en ocurrió la mayor frecuencia de muertes por agresión en el período, llegando a representar 36,45% del total de las muertes de adolescentes en el año.




En la Tabla 4 también está representada la frecuencia de las causas externas, detallada por la lista de elementos de CID-BR-10, separada por los géneros femenino y masculino. Se observa que el sexo masculino es acometido con una frecuencia mucho mayor que el sexo femenino en las muertes de causas externas. El envolvimiento del sexo masculino en las muertes a causas externas fue del 85,24%, mientras el sexo femenino fue del 14,76%.


DISCUSIÓN

En ese estudio fue encontrado el alarmante dato de que el 66,25% de las muertes de adolescentes son ocasionadas por causas externas, capítulo XX de CID-10. Las causas externas son traumatismos, lesiones o cualesquier otros agravantes a la salud - intencionales o no - de inicio súbito y como consecuencia inmediata de violencia u otra causa exógena13. Las agresiones están incluidas en ese capítulo, y son la principal causa de muerte entre las causas externas de morbilidad y mortalidad. En el año 2012, el 36,45% de los adolescentes fallecidos en la franja de 10 a 19 años perdieron la vida como consecuencia de agresiones. Cuando comparamos ese porcentual con el relativo a la población total (4,8%) verificamos una diferencia estremecedora12.

Minayo14 en su estudio sobre la violencia en la adolescencia, afirma que la víctima preferencial de los homicidios es el joven no blanco, pobre, del sexo masculino, con edad Media entre 15 y 18 años, residente en las periferias o favelas urbanas, asesinado generalmente por proyectil de arma de fuego y denominado marginal en los registros policiales. En el presente análisis se puede constatar el envolvimiento predominante del sexo masculino en las causas externas, principalmente en las agresiones que engloban los homicidios. Las demás variables socioeconómicas presentadas por Minayo no fueron analizadas específicamente para las causas externas en ese estudio.

A juzgar por los datos encontrados en ese análisis, podemos describir el perfil del adolescente que va a óbito en Brasil: es predominantemente del sexo masculino, del color pardo, con 4 a 7 años de estudio formal, soltero y víctima de causas externas de morbilidad y mortalidad. La constatación de que los principales determinantes que matan a nuestros adolescentes están fuera de los procedimientos estrictamente médicos14 genera la sensación de que ese escenario puede ser modificado. Inclusive, ese fenómeno no es exclusivo de la sociedad brasileña. La grande vulnerabilidad del adolescente a muerte por causas externas, principalmente los adolescentes del sexo masculino, está descrita en diversos otros estudios con datos de la realidad de Brasil y del mundo9-15-16-17-18.

El coeficiente de mortalidad específico por edad fue calculado para el territorio nacional y en cada unidad federativa, posibilitando una visualización general y fragmentada del escenario brasileño, respectivamente. De esa forma, es posible verificar los lugares en que los adolescentes están más vulnerables. Identificar esa realidad es fundamental para una mejor toma de decisión por parte de la gestión. Se puede constatar que São Paulo presentó en todos los años de la serie temporal el menor coeficiente de mortalidad específico para la edad. Al analizar la violencia letal a la cual los adolescentes están expuestos a través del Índice de Homicidio de la Adolescencia de 2012, se notó que São Paulo, el estado más populoso del país y con un gran número de municipios de gran tamaño, tuvo la mayor disminución de ese índice en los últimos años. Ese fenómeno no se restringió apenas a la capital, pero se amplió a un conjunto de municipios del Estado12.

El sistema único de salud (SUS) cuenta con programas de atención a la salud del adolescente hace décadas. La esencia del SUS son las prácticas de prevención de agravantes y promoción de salud. Sin embargo, en la franja etaria entre los 10 y 19 años se verifica un aumento de problemas que podrían ser evitados por esas medidas. Frente a ese escenario, la alternativa viable y coherente es la modificación del énfasis de los servicios de salud dirigidos al adolescente. Los profesionales de salud deben incluir medidas preventivas como un componente fundamental de su práctica asistencial, al revés de la atención estrictamente biológica y curativa. La actividad de promoción de salud dirigida a la población joven es más eficaz cuando se desarrolla en una perspectiva de salud colectiva, pues considera al individuo dentro de su contexto. Este enfoque facilita el abordaje de los problemas de ese público, como actividad sexual precoz, presión de grupo, uso de drogas, prevención de accidentes y violencia urbana. Internacionalmente, se intitula promoción de salud a las intervenciones que permiten al adolescente adquirir capacidad y seguridad en la autogestión de su vida6.

Los datos de ese análisis son datos secundarios obtenidos a través del SIM, que fue creado en 1975, con el objetivo principal de suministrar subsidios para plantear el perfil de mortalidad en el país y con amplitud nacional desde 197916. Los datos provenientes de las estadísticas de mortalidad son afectados por varias fuentes de error, pero dentro de una perspectiva epidemiológica, suministran datos valiosos sobre el estado de salud de las poblaciones. La utilización de los datos depende, entre otros motivos, del adecuado rellenado de los registros, de la exatidão en la determinación de la causa básica del óbito19. La captación de óbitos por el SIM y el estándar en el rellenado de la declaración de óbito han mejorado sensiblemente en todo el País. Los óbitos a causas externas en particular tienen encaminamiento obligatorio para institutos médicos legales donde las declaraciones de óbito tienden a ser mejor rellenadas20. La mejora en la calidad de las estadísticas vitales permite que las informaciones y sus respectivos análisis puedan proporcionar cambios positivos en las condiciones de vida de la población, pues se tiene la oportunidad de suministrar subsidios a los gestores en los procesos de planificación de las acciones y en la toma de decisión.

Sin embargo, aun cuando sea posible conmemorar mejores desempeños en las estadísticas vitales en Brasil, el presente análisis constó que existen aspectos de los registros que necesitan ser investigados, como en el caso de la variable escolaridad. Ese apartado fue ignorado en un 25,89% de los registros de la serie temporal analizada. El rellenado incompleto de la variable escolaridad en los registros vitales también fue constatado por Soares Filho et al.20, que apuntan que esa Variable ofrece informaciones más fidedignas y menos ambiguas que la renta promedio mensual para definir el nivel socioeconómico de la población. Informaciones ausentes sobre escolaridad o cualquier otra variable que se quiera considerar, pueden inducir a conclusiones erróneas, perjudicando el monitoreo de los eventos en la población.


CONCLUSIÓN

El presente análisis descriptivo del perfil de mortalidad de los adolescentes en Brasil muestra que la mayoría de los adolescentes brasileños tienen sus vidas interrumpidas por causas externas de morbilidad y mortalidad. Para que el adolescente brasileño tenga su derecho a la vida garantizado, debe ser prioridad en el tema de las agendas públicas. Alertar a la población y a los gestores públicos se torna imprescindible para que las dimensiones del problema de la violencia letal contra adolescentes puedan ser modificadas.

El mayor éxito para reducir la mortalidad de adolescentes víctimas de causas externas pasa por una cuestión de articulación intersectorial. En esa perspectiva, el SUS se constituye en un importante espacio de prevención de agravantes y promoción de salud en su concepto más amplio.


REFERENCIAS

1. Traverso-Yépez MA, Pinheiro VS. Adolescência, saúde e contexto social: esclarecendo práticas. Psicol Soc 2002; 14 (2): 133-147.

2. World Health Organization. Health for the world's adolescents: a second chance in the second decade. Geneva 2014. [acesso em 15 abr 2017]. Disponível em: <http://apps.who.int/adolescent/second-decade/>.

3. Fundo das Nações Unidas para a Infância. Situação Mundial da Infância 2011: Adolescência uma fase de oportunidades. Caderno Brasil. Nova Yorque 2011. [acesso em 15 abr 2017]. Disponível em: <https://www.unicef.org/brazil/pt/br_cadernoBR_SOWCR11(3).pdf>.

4. Brasil. Ministério da Saúde. DATASUS. Informações de Saúde. [Internet]. 2008-2012. [acesso em 16 abr 2017]. Disponível em: <http://www2.datasus.gov.br/DATASUS/index.php>.

5. Outeiral J. Adolescer: Estudos sobre adolescência. Porto Alegre: Artes Médicas, 1986.

6. Brasil. Ministério da Saúde. Secretaria de Atenção à Saúde. Departamento de Ações Programáticas e Estratégicas. Saúde do adolescente: competências e habilidades. Brasília: Ministério da Saúde; 2008. (Série B Textos Básicos de Saúde). [acesso em 04 jun 2017]. Disponível em: <http://bvsms.saude.gov.br/bvs/publicacoes/saude_adolescente_competencias_habilidades.pdf>

7. Eisenstein E. Adolescência: definições, conceitos e critérios. Adolesc Saude 2005; 2(2):6-7.

8. Valle LELR, Mattos MJVM. Adolescência: as contradições da idade. 2ª ed. Rio de Janeiro: Wak Editora, 2010.

9. Yunes J, Primo E. Características da mortalidade em adolescentes brasileiros das capitais das Unidades Federadas. Rev Saúde Pública 1983; 17:263-78.

10. Siqueira AAF, Tanaka ACA. Mortalidade na adolescência com especial referência à mortalidade materna, Brasil, 1980. Rev Saúde Pública 1986; 20(4): 274-9.

11. Lolio CA, Santo AH, Buchalla CM. Mortalidade de adolescentes no Brasil, 1977, 1980 e 1985. Magnitudes e tendências. Rev. Saúde Pública 1990; 24(6): 481-9.

12. Borges D, Cano I (org). Homicídios na adolescência no Brasil-IHA 2012. Rio de Janeiro: SDH, 2014. [acesso em 04 jun 2017]. Disponível em: <http://prvl.org.br/wp-content/uploads/2015/01/IHA_2012.pdf>.

13. Gonsaga RAT, Rimoli CF, Pires EA, Zogheib FS, Fujino MVT, Cunha MB. Avaliação da mortalidade por causas externas. Rev Col Bras Cir 2012; 39(4): 263-267.

14. Minayo MCS. A violência na adolescência: um problema de saúde pública. Cad Saúde Pública 1990; 6(3): 278-292.

15. Malta DC, Mascarenhas MDM, Bernal RTI, Andrade SSCA, Neves ACM, Melo EM et al. Causas externas em adolescentes: atendimentos em serviços sentinelas de urgência e emergência nas Capitais Brasileiras-2009. Ciênc saúde coletiva 2012; 17(9): 2291-2304.

16. Brasil. Ministério da Saúde. Secretaria de Vigilância em Saúde. Departamento de Análise de Situação em Saúde. Saúde Brasil 2013: uma análise da situação de saúde e das doenças transmissíveis relacionadas à pobreza / Ministério da Saúde, Secretaria de Vigilância em Saúde, Departamento de Análise de Situação em Saúde - Brasília: Ministério da Saúde, 2014. 384 p.

17. Patton GC, Coffey C, Sawyer SM, Viner RM, Haller DM, Bose K et al. Global patterns of mortality in young people: a systematic analysis of population health data. Lancet 2009; 374(9693):881-92.

18. Yunes J, Zubarew T. Mortalidad por causas violentas en adolescentes y jóvenes: un desafío para la región de las Américas. Rev Bras Epidemiol 1999; 2(3): 102-71.

19. Bonita R, Beaglehole R, Kjellström T. Epidemiologia Básica. Washington DC: Organización Panamericana de la Salud, 2003.

20. Soares Filho AMS, Souza MFM, Gazal-Carvalho C, Malta DC, Alencar AP, Silva MMA et al. Análise da mortalidade por homicídios no Brasil. Epidemiol Serv Saúde 2007; 16 (1):7-18.
adolescencia adolescencia adolescencia
GN1 © 2004-2018 Revista Adolescência e Saúde. Fone: (21) 2868-8456 / 2868-8457
Núcleo de Estudos da Saúde do Adolescente - NESA - UERJ
Boulevard 28 de Setembro, 109 - Fundos - Pavilhão Floriano Stoffel - Vila Isabel, Rio de Janeiro, RJ. CEP: 20551-030.
E-mail: revista@adolescenciaesaude.com